Nuestra tranquilidad económica, nuestra salud y nuestra familia

OVB prioriza sus objetivos con sus clientes y son estos los que constituyen la base para aportar soluciones. Así, nuestro equipo de consultores analiza individualmente cada caso y personaliza cada plan de actuación adecuándose a cada bolsillo. 
 

 

 
 

Nuestra tranquilidad económica, nuestra salud y nuestra familia

La salud de la economía familiar o individual debe cuidarse como si de la salud de uno mismo se tratase. A diario tenemos gastos y, por regla general, tenemos un ingreso mensual. Por ello, debemos conocer qué ocurre de cara a futuros cuando encendemos la luz, hacemos la compra, nos vamos de viaje o se nos estropea un electrodoméstico o nuestro medio de transporte privado. La economía del hogar está presente en cada paso de nuestras vidas y conocer el estado actual de nuestra situación financiera es lo que nos evitará problemas en el futuro y afrontar contratiempos con total tranquilidad. En definitiva, debemos permanecer plenamente conscientes de nuestro presente para tener una visión clara del futuro.
 

Gracias a los convenios que posee OVB con los principales proveedores de productos financieros del país, y gracias también a la red de consultores profesionales y plenamente formados en soluciones financieras, en la consultora, tras un exhaustivo análisis de la realidad del cliente, realizan una radiografía clara de sus ingresos, patrimonio acumulado, endeudamiento… y ofrece los productos más adecuados para sacar la mayor rentabilidad a la economía de sus clientes.
 

A la par que la salud financiera, se encuentra nuestra salud. Tan importante es mantener un hábito sano en nuestro día a día, ya que esto evitará que se desarrollen muchas enfermedades, como tener cubiertas nuestras necesidades de atención primaria y hospitalarias y así poder solucionar cualquier percance que pudiese ocurrir. El dicho “la salud es lo más importante” no nació porque sí: sin salud, no tendríamos la energía suficiente para poder trabajar y desarrollarnos. Por ello, en las tareas de consultoría personalizada de OVB, nuestro equipo de consultores diseña un seguro adaptado a la situación del cliente, según su situación económica, el trabajo, la edad o la salud. 
 

La familia es un motivo de alegría, pero también de responsabilidad. Por ello y para que “las familias tengan tiempo de ser familias”, OVB diseña un plan de protección y previsión para la familia que afecta a diferentes áreas, siendo estas la protección de ingresos para garantizar la estabilidad financiera, un seguro de salud privado para todos los integrantes, la financiación y el seguro del hogar de nuestra propia casa. Con todo ello y con las previsiones adecuadas, las familias pueden concentrarse plenamente en los aspectos positivos de su día a día. 

Volver   compartir en Facebook    compartir en Twitter
 

Este sitio web utiliza cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de nuestros visitantes. Algunas de estas cookies son técnicamente obligatorias para garantizar determinadas funciones del sitio web. Al continuar navegando por este sitio web, usted da su consentimiento a nuestro uso de cookies.  más

Además, utilizamos algunas cookies para recopilar información sobre el comportamiento del usuario en este sitio web y para mejorar nuestro sitio web sobre la base de esta información.