“Si estáis convencidos hay que tirarse en paracaídas”

Álvaro González Martín, Director Regional en OVB y Luis Ignacio Fernández Irigoyen, Coordinador de Zona en OVB trasladaron a los oyentes diferentes reflexiones del mundo empresarial e hicieron la curiosa comparativa entre las sensaciones que se tienen al adentrarse en el mundo empresarial y lanzarse en paracaídas.

La primera reflexión fue “comparte tu negocio o tu idea para que la gente la conozca”. Debemos pensar que no somos los únicos a los que se nos ha ocurrido una idea, por ello es importante hacer el ejercicio de búsqueda de proyectos similares a los nuestros que, seguro que los hay, con el objetivo de “ejecutarlo de la mejor forma, mejorando lo que ya hay”.

Siguiendo el ejemplo de la experiencia de tirarnos en paracaídas lanzaron una nueva reflexión “debes ser capaz de controlar el nerviosismo de cara a la galería”, ya que es importante transmitir convencimiento y reflejar frente a tus socios o compradores tu tranquilidad.

Ambos resaltaron que hay una “fuerza interior” que te impulsa a llevar a cabo tu proyecto y a no dejar pasar las oportunidades, al menos, a intentarlo. En este sentido, lanzaron la siguiente reflexión: “debes asumir riesgos” pero siempre teniendo en cuenta que es importante tener una previsión o recursos propios antes de iniciar el negocio, no solo se puede depender de las subvenciones.

Una vez que inicias el negocio “no hay que pensar en el fracaso”. En este momento tu objetivo es triunfar, triunfar y triunfar, para no fallar ni a ti, ni a la gente que ha confiado en tu idea.

Y una vez en el aire, toda la sensación de miedo anterior desaparece. Te sientes seguro, “cuando pasan los primeros días y estás disfrutándolo y te centras en el negocio, haces lo que tenías previsto y ves que funciona”. Pero llega un momento en el que tu negocio pasa por las primeras dificultades y “tienes que aprovechar esos momentos malos para reorganizarte”.

Ambos destacaron que todos los negocios tienen ciclos, por eso tienes que “trabajar convencido de que lo estás haciendo bien”. Sin olvidarnos de que tenemos que estar preparados para adaptarnos al cambio y hacerlo lo más rápido posible.

Siguiendo con la comparativa del salto en paracaídas, llega el momento del aterrizaje: “recuerda que el resultado de tu plan de negocios puede ser diferente a lo previsto, pero eso no tiene porqué ser malo”.

Y una vez que has tocado el suelo “quieres volver a tirarte”. Una de las mayores satisfacciones de los que ponen en marcha un negocio es “trabajar a gusto, ayudar a las personas y que todos los meses ganes tu jornal dignamente”. Con estos 3 beneficios “ya sientes que lo has logrado”.

Para finalizar se analizaron los 5 puntos resumen a tener en cuenta antes de emprender, comparándolos con el desarrollo profesional que ofrece OVB a sus consultores.

  1. Tener un buen producto o servicio. En OVB contamos con un bagaje de 50 años de experiencia.
  2. Tener músculo financiero. OVB te permite iniciar el negocio sin hacer la inversión previa.
  3. Aportar valor con nuestro servicio o producto. En la consultora financiera contamos con una variedad enorme de productos y servicios, y ofrecemos un servicio personalizado para que los clientes alcancen sus objetivos a lo largo de su vida.
  4. La importancia del equipo de trabajo que está a tu lado.
  5. Organización y sistema de trabajo.  La vasta experiencia de OVB permite a sus consultores centrarse en sacar en la máxima rentabilidad a nuestro negocio.
Volver   compartir en Facebook    compartir en Twitter

Este sitio web utiliza cookies

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia de nuestros visitantes. Algunas de estas cookies son técnicamente obligatorias para garantizar determinadas funciones del sitio web. Al continuar navegando por este sitio web, usted da su consentimiento a nuestro uso de cookies. más

Las cookies han sido activadas.