Cómo es tu IRPF si has tenido dos pagadores

|

irpf dos pagadores

Cómo se calcula el IRPF si tienes dos pagadores

La cuota líquida del IRPF es lo que te corresponde abonar en concepto de pago del impuesto. Se calcula restando a la cuota íntegra las deducciones a las que tengas derecho (entre otras, deducciones por inversión en vivienda habitual, por donativos o por maternidad). Puede diferir de la cuota a ingresar, en el caso de que hayas tenido que realizar retenciones o pagos a cuenta con anterioridad a la Declaración anual de la Renta.

La cuota íntegra sería el resultado de aplicar el tipo impositivo (el porcentaje de impuesto que te corresponde) sobre la base liquidable, que es la que resulta de restar a la base imponible las reducciones previstas en la Ley del IRPF. 

La base liquidable es la cuantificación económica del hecho imponible: en el caso de la Declaración de la Renta, la obtención de rentas, por rendimientos del trabajo (los más habituales), por rendimientos del capital, por actividades económicas o por ganancias y pérdidas patrimoniales.

Cómo se declara el IRPF si tienes dos pagadores

La norma general indica que estás exento de hacer la Declaración de la Renta si ganas menos de 22.000 euros siempre y cuando solo haya sido de un pagador, con la excepción de País Vasco, donde el límite es de 20.000 euros

Si has tenido dos o varios pagadores, el límite para estar exento cae hasta los 14.000 euros si has cobrado más de 1.500 euros del segundo pagador (o de la suma de varios pagadores además del primero).

Esta es la norma general, pero tiene sus exclusiones en el caso de pensiones compensatorias del cónyuge, por alimentación, rendimientos no obligados a retener y otros puntos que te recomendamos consultar si estás en una situación especial.

Esta regla provoca que en numerosos casos con dos pagadores haya la obligación de hacer la Declaración de la Renta.

Ejemplo de IRPF con dos pagadores y un pagador

 

IRPF con un pagador:

Un trabajador que haya trabajado para una sola empresa por un salario bruto de 32.000 euros, habrá pagado un IRPF de 17% y al hacer la Declaración de la Renta si tiene todo cuadrado, no le sale a pagar ni a devolver por este motivo.

 

IRPF con dos pagadores: 

Otro trabajador ha trabajado seis meses para dos empresas, con un salario bruto anual también de 32.000 euros. La primera empresa le retendría el 17% de 16.000 euros, pero la segunda estimaría que solo le va a pagar un sueldo bruto de 16.000 euros en lo resta de año y le retendría un 9%. El resultado es que al hacer la Declaración de la renta le saldría que tiene que pagar el 8% restante de los 16.000 euros (es decir, 1.280 euros).

Si quieres más información para no tener sorpresas en tu Declaración de la Renta anual, ponte en contacto con uno de nuestros consultores financieros.